jueves, 3 de septiembre de 2015

Presupuesto personal de salud: ¿miedo a la libertad?


¿Y si ahora quien decide los cuidados es el paciente? ¿Y si la prescripción del profesional sanitario es sólo una recomendación y el propio paciente, con dinero público, compra el servicio que considera necesario? Pues esta es la base del proyecto Personal Health Budget que puso en marcha el NHS hace unos años.

El modelo se basa en la asignación al paciente de un presupuesto (según su situación social y su estado de salud) para que directamente tome las decisiones de gasto según sus propias necesidades. Existen tres posibilidades: asignación virtual (el paciente no recibe dinero, pero si tiene un saldo mensual para gastar que gestiona su centro de salud), gestión por terceros (una organización sin ánimo de lucro recibe el dinero del paciente y gestiona los pagos a los servicios que decide) y finalmente el pago directo (el paciente recibe el dinero). Existen múltiples guías y análisis del proyecto, como suele ser habitual, entre otros del propio Nuffield Trust y una evaluación (encargada por el Departamento de Salud) que avala su coste-efectividad.

Las decisiones se toman con el asesoramiento del equipo que hace el seguimiento del paciente. Pueden comprarse todos los bienes y servicios que el paciente considere, salvo alcohol, tabaco, juego, etc. Aunque antes de autorizar el presupuesto debe existir un plan de cuidados consensuado con el equipo, se permite que el paciente gaste el dinero en servicios como contratar un cuidador para el domicilio, adaptaciones estructurales de la vivienda, actividades comunitarias de mejora del bienestar físico y mental, etc. Es decir, un enfoque muy centrado en la parte social de la atención al paciente y en los determinantes de la salud no estrictamente sanitarios, tal y como comentamos en el blog en el post "Ganchillo basado en la evidencia".

Sin embargo, los problemas y la polémica empieza a asomar. Tras unas peticiones (Freedom of Information) sobre los gastos que se han pagado con cargo a este tipo de presupuestos, la revista médica Pulse ha denunciado que existen gastos como shiatsu, vacaciones familiares (no da más datos para saber si se trata de vacaciones tipo Imserso o de otra cosa), aromaterapia, masajes (Indian head massage, es decir, nada de fisioterapia), construcción de una casa de verano, equitación, etc. En algún caso servicios sin evidencia (como terapias complementarias) y en otro "bienes de lujo". Podéis encontrar las noticias en este comentario del BMJ y en estos enlaces de Pulse:

Imagen extraída de Pulse

Lo primero: servicios sin evidencia. ¿Debe un servicio de salud financiar este tipo de servicios? Pues claramente no. Quizás el NHS debería excluir este tipo de servicios (y ponerlos al nivel del juego o el tabaco), y evitar así que pese a la negativa del NICE y de la propia ciencia, un paciente pueda acceder con dinero público a la aromaterapia o el reiki (por ejemplo). Pero, ¿y el resto de compras que ha denunciado Pulse? ¿Cual es el límite en los servicios comunitarios para la mejora del bienestar? ¿La equitación es una mejora para la salud del paciente o quizás el paciente debería buscar entre los servicios comunitarios de deporte y ejercicio que ya le proporciona su ayuntamiento? ¿Y las clases de música? 

Podríamos pensar en el papel del equipo de salud que revisa el plan de cuidados y los gastos que solicita el propio paciente. Está claro que no es lo mismo conocer el motivo de las clases de equitación en base a una noticia de prensa que escuchando al propio paciente, pero algunos de los gastos comentados en las noticias no tienen excusa. No obstante, hay que resaltar un aspecto: se trata de gastos puntuales (y llamativos), que en un proyecto de millones de libras representan un porcentaje muy bajo. El resto de gastos son lógicos: terapias, centros de día, ayuda en el hogar, transporte, deporte, natación, etc. En España muchos de estos servicios están incluidos en las estructuras públicas de servicios sociales, desde las mejoras en la vivienda, al reparto de comida a domicilio, los viajes para la tercera edad o las ayudas para contratar un cuidador. 

Ya en 2012 hubo otra denuncia similar. Y de hecho, alguno de los análisis realizados ya proponían que se informara claramente a los usuarios sobre las posibilidades de los presupuestos, incluyendo ejemplos reales de servicios/bienes incluidos y excluidos. La siguiente limitación podría ser la de usar una lista cerrada de servicios incluidos, pero entonces la libertad del paciente se vería mermada, aunque sería la forma de evitar que ciertos tratamientos alternativos se colaran. La libertad, el paternalismo, la evidencia, la ética y la equidad se enfrentan, pero no parece haber un ganador claro. 

martes, 1 de septiembre de 2015

Música quirúrgica


La recuperación postquirúrgica para los pacientes es un proceso en el que el dolor juega un papel muy importante. Toda ayuda para reducir, calmar o controlar la sensación de dolor es bienvenida, y la literatura científica ha publicado muchos artículos al respecto. De hecho, hace años ya hablamos del papel de los "souvenirs" en los pacientes operados de microdisquectomía lumbar por una hernia de disco, ya que cuando se les entregaba un recuerdo de la operación (un trocito del disco retirado dentro de un bote en una solución salina) sentían menos dolor postquirúrgico.

Otro factor que ayuda a reducir el dolor es la música. La reciente revisión sistemática publicada en The Lancet ("Music as an aid for postoperative recovery in adults: a systematic review and meta-analysis") es muy clara: la música ayuda a la recuperación de pacientes sometidos a una intervención quirúrgica (menos dolor, ansiedad y uso de analgesia). No se trata de una gran reducción pero al menos la forma de obtenerla es bastante sencilla y barata. Además, en los estudios revisados hay mucha variedad: cuando, como, tipo de música, etc.

Una de las autoras de la revisión señalaba en una entrevista a BBC News que el disco "Dark side of the moon" (Pink Floyd) la había ayudado a a recuperarse tras una cirugía de cadera. Incluso algunos estudios hablan de que es útil que la música ya esté presente durante la propia intervención. La evidencia acompaña a la música: la Cochrane atribuye a la música la capacidad de ayudar (modestamente) a reducir el dolor, y también de disminuir la ansiedad de pacientes con ventilación mecánica. Además, los estudios sobre los efectos de la música durante la intervención son bastante positivos, aunque en ocasiones no sean muy robustos (como señalan las revisiones Cochrane).

Pero ¿qué opinan los profesionales sanitarios? La verdad es que la música en el quirófano es algo bastante habitual. Ya en 1914, Evan Kane publicó una carta en JAMA titulada "Phonograph in operating room" en la que decía: "For some time I have been employing a phonograph in my operating-room as a means of calming and distracting my patients from the horror of the situation when going under the anesthetic and during operations performed partially or entirely with local anesthesia". También el BMJ publicó en su habitual número navideño un artículo sobre la música en el quirófano, que fue comentado en muchos medios de comunicación (como El Mundo) y que generó un amplio debate sobre las canciones que mejor funcionaban.

Además de la opinión de los profesionales (que si ponen música, será porque les parece algo positivo), hay diversos estudios sobre como afecta realmente la música al equipo humano en el quirófano. El artículo más reciente, publicado en el Journal of Advanced Nursing, apunta a problemas de comunicación y concentración (dado que la música dificultaba la escucha) tras revisar las grabaciones en vídeo de 20 operaciones en dos quirófanos diferentes. De hecho, la música provocó que se superaran los umbrales de ruido que recomienda la OMS para los quirófanos. Estas conclusiones fueron apuntadas en otros estudios, como en este del año 1997.

Sin embargo, hay artículos que avalan el uso de la música en el quirófano dado que ayuda a que los profesionales trabajen de forma relajada, además de crear un buen ambiente de trabajo. Lógicamente, el sentido común debería ayudar a la selección musical y así se deberían evitar canciones muy machaconas (¡no al reggaeton!), por ejemplo. ¿Qué opinas sobre este tema? En un 60% de los quirófanos se utiliza la música, pero ¿es realmente molesta? ¿se comenta previamente por si alguien no quiere? ¿quien la elige? Y si no hay música, ¿se cumplen las recomendaciones sobre ruido en el quirófano?



Nota: añadimos esta interesante referencia que nos pasan nuestros amigos de ENE: "Intervenciones musicales para la ansiedad odontológica en pacientes pediátricos y adultos".

Nota 2: Meijome nos pasa un reciente artículo sobre el tema: "Prospective Randomized Study of the Effect of Music on the Efficiency of Surgical Closures".

domingo, 30 de agosto de 2015

El resumen de la banda sonora: canciones y blogs


No, no es Gran Hermano. Si has visto 2001, la película de Kubrick, seguro que recuerdas aquella luz roja inquietante, la de Hal9000, el superordenador que controlaba la nave espacial Discovery. Esta semana, por otros motivos, esta luz roja nos trae recuerdos de canciones, de emociones, de mil momentos que marcaron a muchas personas. Una banda sonora con un ritmo perfecto.

Empezamos con el resumen de la semana, que la blogosfera sigue tan activa como siempre. Aquí tenéis los enlaces que hemos seleccionado esta semana:

Cuando en un restaurante, un cliente se encuentra mal, es habitual que se pida un analgésico y el camarero vaya a la barra y traiga una aspirina o similar. Sin embargo, lo más llamativo es que después aparezca en la cuenta y se paguen 0'25 euros por la pastilla. Ha pasado (aunque parece una broma) y en este post de Boticaria García revisan la normativa para ver si es legal o no esta dispensación y posterior cobro.

La iniciativa #FFPaciente ya tiene resumen semanal, una gran forma de descubrir iniciativas y blogs de y para pacientes. Por cierto, una de las últimas entrevistas que ha hecho Pedro en su web S de Salud ha sido a José Vicente, el autor del blog Mi Vida con un catéter doble jota

¿Hay alguna influencia de los ingresos de una persona o familia en sus decisiones sobre salud? ¿Influye en los seguros privados de salud? En este artículo de Agenda (una web del World Economic Forum) comentan algunos artículos sobre el tema.

Julián Ezquerra publica en Redacción Médica un artículo de opinión sobre las derivaciones a centros concertados y sobre la eficiencia de la sanidad pública, que quizás con algunos cambios en su normativa y procedimientos, podría asumir sin problema parte de esa actividad con un coste inferior. Más información y más participación son, de nuevo, la clave de todo.

La Junta de Andalucía ha lanzado una guía para evaluar el impacto en salud de los instrumentos de planeamiento urbanístico, desde ubicación de instalaciones industriales a planes de ordenación urbana de municipios. Podéis leerlo en este enlace al documento completo.

Gracias al NEJM, el polémico debate sobre las guardias médicas y las intervenciones quirúrgicas de la mañana siguiente está de nuevo de actualidad. ¿La falta de sueño afecta? Podéis leer el artículo que han publicado y este comentario publicado en el blog de la revista. Esperemos que ningún iluminado lo utilice para defender la no libranza de la guardia al día siguiente...

El acceso abierto a los datos de investigación empieza a tenerse muy en cuenta. En la web Bibliogetafe comentan algunas iniciativas muy útiles para permitir dicho acceso. Merece la pena empezar a conocerlas y manejarlas.

Agosto está consiguiendo algo que nunca podríamos imaginar: medios de comunicación generalistas publicando noticias que desmontan mitos nutricionales. Uno, el de beber ocho vasos de agua al día. El otro, el omega 3 y su presencia infinita en suplementos, productos, etc. Aunque hay que reconocer que en la prensa escrita cada vez se tratan mejor las noticias científicas, solo falta la televisión (por cierto, ¡Mariló vuelve en septiembre!)

Mi Mesa Cojea rescata un vídeo de su intervención en TEDxZaragoza en el que desmonta ciertas ideas que defienden algunos políticos con poca (o ninguna) base científica. Risas y reflexiones garantizadas.

La psiquiatría está en el ojo del huracán, al menos en Estados Unidos, y la polémica se centra en la corrupción asociada a la promoción de nuevos medicamentos. Un reciente libro ("Psychiatry under the influence") investiga ampliamente los problemas institucionales de esta especialidad y sus relaciones con la industria farmacéutica. En la web No Gracias han comentado el libro en estas dos entradas: "Juicio a la psiquiatría" y "Como vender medicamentos peligrosos: el caso de Trankimazin".

Los tratamientos tópicos son muy comunes pero el sol a veces no es el mejor amigo de una pomada o gel. La reacción a veces no es la deseada, y en Dermapixel la analizan con mucho detalle, hablando de los síntomas y el tratamiento (y de más cosas, claro). 

Acabamos con música, claro. Una parte de nuestra banda sonora...


jueves, 27 de agosto de 2015

Ser mortal: el documental


Atul Gawande es cirujano y escritor. Trabaja en el Brighman and Women's Hospital de Boston y da clases en la escuela de medicina de Harvard. Suele publicar sus artículos en medios como The New York Times y The New Yorker, y es una de las voces más seguidas y respetadas en el mundo sanitario. En cuanto a sus libros, ha publicado cuatro: Complications (sobre ética, decisiones y toma de decisiones en el mundo sanitario), Better (acerca de la calidad, de la formación y de la posibilidad de hacer las cosas mejor), The Checklist Manifesto (un libro imprescindible para entender la importancia de los checklist) y Being Mortal.

Being Mortal es su último libro, y habla del final de la vida, del envejecimiento y de los límites de la medicina. Gawande plantea que la medicina y el sistema sanitario llegan a un punto en el que no pueden hacer más, pero la persona enferma tiene otras prioridades, como son evitar el sufrimiento, estar cerca de su familia y amigos, no ser una carga para nadie y poder disfrutar dignamente de esos últimos años. Más allá de la tecnología y los tratamientos más complejos, está la parte humana de la relación con el paciente, las conversaciones, escuchar atentamente y poder ayudar al paciente en esas cosas que realmente importan, más allá de la propia enfermedad. Jordi Varela habla del libro también en su blog.

Como complemento al libro, Frontline (un programa de televisión que elabora reportajes sobre temas diversos y que lleva más de 600 documentales emitidos) ha elaborado un documental sobre el libro que se emitió en febrero de 2015. Os dejamos aquí el documental completo con los subtítulos en inglés, su duración es de 54 minutos (merece la pena).


martes, 25 de agosto de 2015

Hamburguesas en el hospital: Cleveland vs La Paz


En julio de 2013 publicamos una entrada titulada "La hamburguesa de la paz", acerca de la hamburguesería que existe en el recinto del Hospital La Paz, en Madrid. Hubo varios comentarios sobre el tema, algunos centrados en la libertad del ciudadano para elegir una comida u otra, y otros sobre la necesidad de promover hábitos saludables dentro del propio recinto. 

Curiosamente, en Estados Unidos (el imperio de la comida basura), la conocida Cleveland Clinic ha anunciado el cierre del establecimiento de la cadena de hamburgueserías Mc Donald's que está situado en el propio edificio del hospital. Y todo porque el hospital entiende que su política de promoción de la salud implica ofrecer alternativas saludables a la hora de comer, y no comida basura.  Podéis leer la noticia en Time y en NPR.

Siguiendo esa línea de asociar el recinto hospitalario con un lugar en el que se promueven los hábitos saludables: ¿habría que eliminar las máquinas de bebidas azucaradas dentro de los centros sanitarios? ¿existe una percepción de que la oferta de estas bebidas en un hospital implica que el centro las recomienda y las considera saludables? La libertad del individuo frente a los intentos por parte de las autoridades sanitarias de modificar su comportamiento para frenar la obesidad o los problemas cardiovasculares. Sin duda, un problema difícil y sin una solución clara. En Cleveland han tomado esa decisión, aunque lógicamente el usuario puede salir fuera y comer lo que quiera.

Además, dando un salto más allá, deberíamos hablar de la comida en los colegios, de los alimentos ricos en grasas "malas", de los anuncios en la televisión, etc. Paternalismo libertario frente a libertad del ciudadano... ¿habrá un término medio ético?

La imagen es de Daniel K Preston, vía Flickr. Algunos derechos reservados

domingo, 23 de agosto de 2015

El resumen introspectivo de la blogosfera



Volvemos al ataque cuando ya huele a septiembre, el mes de la vuelta a todo: fin de vacaciones, el cole a la vuelta de la esquina, la playa es un simple sinónimo de nostalgia, y la canción del verano empieza a dejar de sonar.

Estos son nuestros enlaces favoritos de la semana. Gracias a todos por estar ahí, incluso en verano. Aquí tenéis el resumen semanal de la blogosfera sanitaria:

Empezamos hablando de simulación quirúrgica. En esta entrada, Julio Mayol nos cuenta la experiencia del Hospital Clínico San Carlos con la plataforma Touchsurgery. Otras formas de aprender son necesarias, y la simulación (y más aún con apps móviles) es una de ellas.

Recientemente, el King's Fund publicó el informe Inequalities in life expectancy, sobre el impacto de las desigualdades en la salud en la conocida "curva de marmot" que relaciona ingresos según residencia con esperanza de vida. En su blog, revisan la evolución de dicha curva en las últimas décadas.

Tres años hablando de enfermería y de gestión en la red es todo un logro, tres años aprendiendo con las reflexiones e ideas de dos expertos como son Silvia y Alberto en su web Gestión de Enfermería. Desde aquí, nuestra enhorabuena y por supuesto, queremos mucho más.

La revisión por pares (peer review) no es perfecta, y en un mundo tan complejo como el de la salud, con tantos intereses, más aún. Springer, conocida editorial de revistas científicas, ha retirado 64 artículos al estar asociados a cuentas falsas de correo electrónico y a un proceso de revisión inadecuado. Podéis leerlo en este artículo de la revista Time o en la nota publicada por la propia editorial. 

La evidencia cambia, o al menos, de forma periódica aparecen estudios que obligan a repensar los estándares en tratamientos, intervenciones, pruebas, etc. Hace unos días, en The New York Times se planteó un debate entre pacientes y profesionales respecto a las novedades sobre cáncer de mama. Y por supuesto, se habló de prevención, de diagnóstico precoz, de nuevos tratamientos, etc. Merece la pena leer el debate.

Y ya que hablamos de cáncer, os recomendamos el vídeo que @msconcu ha compartido en su blog Carpe Diem. Un proyecto de la Asociación de Adolescentes y Adultos Jóvenes con Cáncer que pretende transmitir como el cáncer cambia lo que le pides a la vida. ¿Aún no lo has visto?

Nos encantan los análisis de situación con propuestas para pasar a la acción. Y eso ha hecho precisamente Dani en esta entrada de su blog Diabetes tipo 1: calcular las necesidades de educación diabetológica en España y presentar algunas ideas de cara a mejorar la educación al paciente. La clave, como siempre, está en el equipo.

Como ya sabéis, nos encanta que otros blogs nos ayuden. Lo bueno del verano es que abundan las recopilaciones, y hoy le toca el turno al blog Avances en Gestión Clínica. En esta entrada, Jordi Varela recopila diversos textos sobre tecnología y práctica clínica. Una buena forma de ponerse al día en estos temas.

Amazon es sinónimo de éxito: una compañía puntera, con servicios adaptados a las necesidades del cliente, y casi un sinónimo de innovación. Pero, ¿realmente es una empresa tan atractiva como parece? ¿Tiene una cultura empresarial como la que nos cuentan en los libros? ¿Te gustaría trabajar en Amazon? Enrique Dans comenta un reciente artículo del New York Times que echa por tierra todo el carisma de Amazon y su cultura de trabajo. 

¿Prefieres que te atienda un profesional con pocos años de experiencia o alguien que lleva 20 años trabajando? ¿Es la experiencia un elemento asociado siempre a una mejor atención? En este post, Rafa Bravo comenta algunos estudios recientes sobre el tema. Además, en esta noticia de KPBS se plantean las dudas de diversos hospitales sobre las habilidades de algunos profesionales de mayor edad. Un tema delicado, sin duda.

EL Departament de Salut de la Generalitat de Catalunya ha lanzado Scientia, la plataforma de información digital de libre acceso para que los profesionales depositen la literatura científica que producen. Se pueden incluir artículos, presentaciones, guías, protocolos, comunicaciones a congresos, etc. 

¡Ya está aquí Windows 10! Pues sí, el sistema operativo con el que muchos empezamos a usar un ordenador, ya ha llegado a los dos dígitos. Lógicamente, el sistema ha ido mejorando con el tiempo y con los avances de la tecnología, pero...  Nada, que no vamos a hacer ningún spoiler, así que os recomendamos la lectura de esta entrada del blog Cuadernillo de Enfermeira. Merece la pena.

Acabamos con música. Esta vez System of a Down:

viernes, 21 de agosto de 2015

El mundo digital y la gestión sanitaria


Aunque el propio paso del tiempo está haciendo que cambie lentamente la tendencia, a los directivos sigue sin gustarles el mundo 2.0, y en el sector sanitario mucho menos. Algo hemos comentado en diversas entradas del blog como en "Los 7 pecados de la gestión sanitaria" o en "Dos punto miedo". Y es que la web 2.0 nos permite "crear redes, compartir ideas, encontrar puntos de apoyo para mejorar, servir de plataforma para hackear el sistema, etc.". Un buen ejemplo es Twitter, que "ayuda a romper la endogamia, es un altavoz muy potente, y sirve para encontrar canales de comunicación alternativos". Pero tanta libertad, esa inmensa capacidad de comunicación, en determinados sectores no gusta mucho...

Hasta ahora, nuestro libro de cabecera sobre los nuevos modelos de gestión inspirados en la web 2.0, era Open Leadership, de Charlene Li. Sin embargo, gracias a este artículo del blog de Yoriento, hemos descubierto "Velocidad. Las siete nuevas leyes del mundo digital", escrito por Ajaz Ahmed y Stefan Olander, y publicado en castellano por Gestión2000. El libro presenta algunas de las claves para que profesionales y organizaciones aprovechen al máximo la nueva cultura digital. ¿Es posible también en el mundo sanitario?


Algunas de las nuevas velocidades (al estilo de las tesis del Manifiesto Cluetrain), no son directamente aplicables a un entorno sanitario como el nuestro, pero de todo se puede aprender. 

Velocidad 1. La tecnología es inevitable.
Pues eso, poco más se puede añadir. Eso sí, sin que llegue a ser una obsesión.

Velocidad 2. Si tu empresa no lo hace, otra lo hará en tu lugar.
Nuevos nichos de mercado, nuevos servicios que tardamos en ofrecer... Y si no es una empresa la que lo hará por nosotros, quizás la economía colaborativa nos ayude a despertar del letargo.

Velocidad 3. Tu objetivo es encontrar quien pague por lo que ofreces u ofrecer lo que quieren pagarte.
Nuevos servicios para personas que cambian: asistencia de tarde, mejorar el acceso, evitar que el paciente se sienta como una pelota que va rebotando de un sitio a otro... ¿Sabemos como hacer las cosas mejor?

Velocidad 4. La innovación es una estrategia tan costosa como necesaria.
Y no hablamos de dinero, sino de esfuerzo y de capacidad de cambio. Pero como señala acertadamente Yoriento, a los directivos les encanta el cambio, pero no el suyo, sino el de los demás. 

Velocidad 5. Un directivo prueba en lugar de predecir.
O mucho mejor, menos reuniones, planes, previsiones, proyectos piloto y discusiones sin fin, y más acción, más evaluación para saber si lo que hacemos funciona.

Velocidad 6. Liderazgo de la iniciativa y la conectividad.
Necesitamos líderes conectados, que aprendan de otros, que no se encierren en sus despachos, y que permitan que esa conectividad llegue a toda la organización.

Velocidad 7. Un directivo no publicita su empresa, la comparte.
¿Qué porcentaje de profesionales de tu organización se sienten orgullosos de pertenecer a la misma? El cambio en la gestión implica llegar precisamente a ese punto, con una motivación intrínseca muy elevada. Difícil, pero posible.

No es cuestión de ir más rápido, sino de despertar del letargo. Que a veces, este entorno parece sacado de "Atrapado en el tiempo", aquella mítica película sobre el día de la marmota.

Nota: la imagen es de Robert S. Donovan, vía Flickr. Algunos derechos reservados.


miércoles, 19 de agosto de 2015

Si lo haces mal, mejor no lo hagas... El caso del St Mary's Medical Center



La vida real nos trae grandes ejemplos de como la transparencia en el sector sanitario tiene una gran utilidad, y más cuando las propias organizaciones o incluso las autoridades sanitarias son incapaces de hacer lo que deben. La historia de hoy ocurrió en Florida...

El 1 de junio de 2015 la CNN publica un reportaje titulado: "Secret deaths: CNN finds high surgical death rate for children at a Florida hospital". El St Mary's Medical Center inició su programa de cirugía cardiaca congénita pediátrica en diciembre de 2011, y ya en 2013 su tasa de mortalidad ajustada era el triple de la tasa media de Estados Unidos. Inicialmente los datos de mortalidad eran secretos (no se publicaban), pero se hizo una solicitud (Freedom of Information request) a la agencia sanitaria de Florida. Los datos que se entregaron indicaban que la tasa de mortalidad del centro era del 12'5% frente a la media estatal del 3'3% (según la sociedad científica correspondiente).

A los pocos días, la CNN vuelve a la carga dado que un niño que había sido operado en el mismo centro, fallece tras una operación del mismo tipo. Además, ante la información facilitada por el propio centro y por la agencia sanitaria de Florida sobre los datos publicados, la CNN publica un texto muy acertado explicando y destripando el concepto de "tasa ajustada" y argumentando que los datos del centro y de la administración no eran correctos.

Finalmente, el St Mary's Medical Center ha anunciado el cierre del programa quirúrgico en cuestión. Lógicamente, esta noticia ha causado mucho revuelo en el sector sanitario en USA y muchas interpretaciones del origen de dicha tasa tan elevada y del silencio de la administración que en teoría debía haber actuado antes. Algún experto ha manifestado que el volumen de intervenciones anuales que realizaba el centro era demasiado bajo para garantizar un nivel mínimo de calidad (23 intervenciones en 2013 frente a 100). Precisamente sobre la relación entre calidad y cantidad ya hemos hablado alguna vez en el blog. 

Toda esta historia pone el acento sobre la importancia de la publicación de los datos asistenciales de todos los centros sanitarios. La transparencia permite que cualquier persona interesada, incluso los medios de comunicación, puedan cuestionar la actividad de un centro y además tomar decisiones adecuadas. En España, seguimos con miedo a publicar datos de este tipo, y nos conformamos con rankings del tipo TOP20 o con publicaciones poco útiles del tipo Monitor de Reputación Sanitaria. ¿Habría sorpresas si se publicaran todos los datos? ¿Y si algún hospital se ve obligado a cerrar una unidad hiperespecializada concreta? En Inglaterra incluso se publican las tasas de mortalidad de cada cirujano en muchas especialidades y tipos de cirugía.

Tal vez sea el momento de volver a plantear varios elementos: la necesidad de publicar de forma periódica los datos recientes de actividad y calidad de todos los centros sanitarios (públicos y privados), evitar que unidades que no son de referencia CSUR actúen como si lo fueran (con el consiguiente riesgo), publicar en una web de libre acceso los informes y auditorías completos de los centros sanitarios (tanto las docentes como las que realice la Inspección). Ya hay algunos intentos muy loables pero falta mucho más...

domingo, 16 de agosto de 2015

19 blogs y 500 noches: un resumen



Otra vez por aquí, con nuestros favoritos de la semana, entre canciones, recuerdos y muchas ideas. Ya queda poco para volver a la acción, que septiembre tiene más fuerza que enero para marcar los cambios de ciclo.Pero en este fin de semana tan festivo como lento, solo queda leer, disfrutar y descansar.

Aquí tenéis nuestra selección para este domingo. Gracias a tod@s por tantas cosas, y también por estar ahí.

Empezamos con datos, muchos datos. El HSCIC inglés ha publicado todos los datos de medicamentos prescritos en atención primaria para el tratamiento de la diabetes entre 2005 y 2015, que además están accesibles en formato excel. Eso sí, no olvidemos que después de la liberación de los datos, hay que analizarlos y tomar decisiones en base a las conclusiones que se obtengan. No es fácil, pero si muy útil.

En enero de 2013 publicamos un post sobre el papel de los detalles en el marketing social, lo que se conoce como efecto "víctima identificada". De esta forma, los sucesos más cercanos nos provocan un efecto mucho mayor que los más lejanos. En este artículo de Yorokobu, titulado "¿Por qué lloramos por un niño cuando están muriendo mil?" reflexionan sobre este sesgo cognitivo y sus consecuencias en el día a día.

Nuevos consejeros, nuevos directores generales, nuevas políticas (o no tanto)... La salud pública ha sido muchas veces la gran olvidada en las políticas de salud, asumiendo un papel poco mediático (no veremos muchas noticias en prensa sobre promoción de la salud, de hecho incluso algunas noticias estarán mal redactadas). Rafa Cofiño propone en su blog 12+7 prioridades para un gobierno que quiera trabajar en una nueva salud pública. Una lectura imprescindible para todos.

Uber es el nuevo coco... A veces la disrupción es tan tan grande, que más que una ayuda, es una amenaza. Y eso ha pasado con Uber que está transformando algunos sectores de tal forma, que se están cambiando leyes y otras normas para evitar problemas. En el mundo sanitario todavía no tiene su Uber, pero si llega, la opción es clara: adaptarse, mejorar y cambiar. Este editorial de la web de la CNN incluye algunas premisas de la inminente uberización del mundo sanitario.

¿Te acuerdas de Wakefield? Pues el fraude científico tiene muchos otros protagonistas. En este artículo de Xataka se preguntan que hay detrás del fraude en la ciencia, que por cierto, no es un fenómeno nuevo.

Tenemos mucho que aprender de la experiencia de los pacientes y acompañantes, de sus percepciones, de sus reflexiones y críticas. Por eso nos ha gustado este post de Julen Iturbe en su blog Consultor Artesano, que nos cuenta 13 intensos días en un hospital.

La ética invade la tecnología, o quizás ya van de la mano. Un curioso artículo en la revista del MIT nos cuenta la experiencia de un laboratorio de la Universidad de Stanford que aplica patrones éticos a los sistemas de conducción autónoma para que tomen decisiones éticas. Si un coche autónomo detecta un probable choque con un niño, ¿qué decisión debe tomar si esquivar al niño implica herir a sus ocupantes? Al final, como al principio, la toma de decisiones es la clave...

La revista Medical Care publica una investigación acerca del papel de la enfermería en la atención a pacientes con diabetes en atención primaria, y compara la calidad de los cuidados con la de los médicos. La variable de comparación es el porcentaje de hospitalizaciones potencialmente evitables, y según las conclusiones: "Using potentially preventable hospitalizations as a quality indicator, primary care provided by NPs (Nurse Practitioner) was at least comparable with that provided by generalist physicians".

Como sabéis, encontrar otros resúmenes de blogs nos ayuda a difundir todo el conocimiento que se comparte en estos espacios. Por eso, nos ha alegrado mucho leer el post del blog Nuestra Enfermería titulado La enfermería no descansa, que reúne diversos enlaces a blogs enfermeros cuya lectura os recomendamos. 

Y ahora música de Garbage sobre la felicidad, y la lluvia... 



Nota: la imagen es de Pablo Fernández, vía Flickr. Algunos derechos reservados.

viernes, 14 de agosto de 2015

Abierto 24 horas: la ¿revolución? del NHS


En Inglaterra quieren dar otra vuelta de tuerca a la provisión de servicios sanitarios en el NHS, y han propuesto de forma oficial que la asistencia sanitaria más completa de lunes a viernes, se amplíe a todos los días de la semana. La evidencia es bastante clara al respecto, ya que los fines de semana implican un mayor riesgo para los pacientes hospitalizados. Esa nueva asistencia 7/24 implica aumentar los servicios que se prestan durante los fines de semana, más presencias, más profesionales trabajando, etc. ¿Puede el sistema asumir ese cambio? ¿Quieren los profesionales asumirlo? ¿Es mejor para el paciente?

En el NHS ya llevan unos años estudiando esta reforma, y hay bastante documentación al respecto de hace unos años. Este documento de NHS Improving Quality es bastante interesante ya que plantea las bases del nuevo modelo, proponiendo varios niveles de asistencia tal y como se muestra en esta tabla:


La guía incluye ejemplos como la unidad de endoscopias de lunes a domingo, el servicio de microbiología 7/24 en el Royal Free London NHS Foundation Trust o la fisioterapia para algunas patologías también de lunes a domingo. Hay muchos más ejemplos y la mayoría se asocian a mejor calidad y mejores resultados en salud para el paciente.

Pero hay mucho más detrás de este cambio. En The Guardian han planteado varias preguntas en este artículo sobre si existe una demanda real de este tipo de servicios, y también acerca del cambio laboral que implica para los profesionales. De hecho, la falta de recursos financieros y de mejoras para los profesionales puede lastrar la puesta en marcha efectiva de este tipo de medidas. El enfrentamiento es muy directo y quizás la solución no sea un cambio unilateral de las condiciones laborales de los profesionales del NHS.

La difusión por parte del NHS de las bondades del cambio está siendo muy activa. Hay eventos por todo el territorio y mucha información en la red. Un buen ejemplo es esta reciente presentación sobre el tema que puede ser muy útil para entender el objetivo institucional:


Slides from the 'Improving access to seven day services' event June 2015 from NHS Improving Quality

Pero quizás ser tan radicales y poner en el centro de la diana los servicios de fin de semana no sea la mejor opción. Como cuenta Margaret McCartney en este artículo del BMJ, ahora los pacientes tienen miedo al fin de semana en el hospital, ya que la evidencia al respecto ha ido acompañada de titulares algo alarmistas en los medios. Tal vez antes de dar el paso, sería interesante analizar cada servicio, revisar si es necesario o no ofertar asistencia un domingo (por ejemplo), y proponer medidas alternativas como el uso completo de las tardes o la actividad en sábado.

En España esta es una de nuestras asignaturas pendientes y tal vez sea el momento de revisar la tabla de los cinco niveles y revisar unidad por unidad. Tardes sin actividad quirúrgica y de consultas (salvo la urgente y una pequeña parte de la programada), infraestructuras de máximo nivel sin uso y pacientes esperando cuando el quirófano está vacío. Claro que este cambio debería ir acompañado de una reforma en el sistema de trabajo, tanto en jornada de trabajo del profesional como en la estructura retributiva. Aunque claro, teniendo en cuenta que el turno de tarde parece un castigo, ¿quien quiere ser el primero? ¿hay que incentivar el turno de tarde? En algunos casos se intentó, pero el primer paso fue erróneo: incentivar ampliamente a los médicos y el resto del personal con cambio de turno. 

Un tema delicado y polémico, y quizás por eso, un tema del que hay mucho que decir y que escuchar. Y más cuando se mezclan las guardias (que a veces, pocas pero más de una, tienen su origen en una reivindicación salarial más que asistencial), la conciliación de la vida familiar y laboral, las costumbres y tradiciones de cada centro o los privilegios (que aún quedan) del personal fijo frente al temporal. ¿Quien lanza la primera piedra?


martes, 11 de agosto de 2015

La tecnología no sirve para nada (sin una estrategia)


La tecnología es la actual niña mimada, o al menos, todos los poderosos la alaban de forma poética y utópica. Todo son TIC, sin más, y creemos que con una app, un wearable o una aplicación que recopile todos los datos de nuestra organización, vamos a resolver todos los problemas del mundo. Pero cuando miramos a nuestro alrededor, pocos pasos de gigante se observan, o mejor dicho, entre pocos y ninguno... En el blog del Nuffield Trust se preguntaban hace unos días si realmente la tecnología iba a ser la punta de lanza para mejorar la eficiencia del sistema sanitario, incorporando tres recomendaciones sencillas pero necesarias.

La primera es quizás la clave, y muchas organizaciones siguen cayendo en el error: las organizaciones sanitarias necesitan una estrategia de transformación basada en la tecnología, no un simple programa de tecnología. Algo parecido señala el reciente informe del MIT Sloan Review, cuyo título es toda una declaración de principios: la estrategia, y no la tecnología, dirige la transformación digital.



La segunda también tiene su interés. Pese a que la inteligencia colectiva y la colaboración forme parte del presente, eso no quiere decir que todo sea gratis. La usabilidad tiene un coste, dinamizar comunidades o portales tiene su coste, y por supuesto, adaptar los procesos a estas novedades también tiene su coste. Y como dice la segunda recomendación del Nuffield Trust: antes de la eficiencia, está la inversión.

La tercera recomendación se centra en la capacidad organizativa de análisis y de predicción. Tener los datos y las herramientas de análisis pueden servir para adaptar los servicios sanitarios, para conseguir el mayor beneficio y ser realmente eficientes. Tener los datos y seguir igual, no es la mejor solución.

domingo, 9 de agosto de 2015

Resumen por los pelos



Al filo de la medianoche, como la película y como aquella frase mítica de Carrascal en las noticias. Así llegamos hoy, casi sin aliento, en una semana extraña y difícil. Pero las costumbres no debemos perderlas, y aunque sea casi testimonial, aquí tenéis el resumen de esta semana.

Aunque parezca un sector algo alejado del mundo sanitario, la logística es esencial para el funcionamiento de una organización. Este post del blog de Cogesa comenta sus nuevas tendencias.

¿Sabes leer una noticia científica? Pues es hora de aprender, con este enlace de Enfermería Basada en la Evidencia que aporta varios recursos que nos van a ayudar a interpretar mejor la noticia.

El copago cambió en verano de 2012, pero ¿que incidencia ha tenido dicha modificación? En este reciente artículo de la revista Atención Primaria analizan el impacto del copago en el consumo farmacéutico en la Región de Murcia.

Los chicos de La Comisión Gestora son expertos en meter el dedo en la llaga y señalar con un dedo al elefante en la habitación. En esta ocasión, el elegido es el incentivo al profesional sanitario. No os perdáis los comentarios. 

La Cabecera llegó con un manifiesto en forma de canción, y muchos estuvimos tarareando aquella canción durante semanas. Esta vez, hablan de la elección de especialidad en el MIR y una R3 de medicina de familia nos cuenta sus razones para elegir su especialidad.

¿Cual es el próximo paso del diagnóstico bioquímico? ¿Llegarán los smartphones y los chips a suplantar las cadenas robotizadas de los laboratorios? Atentos al vídeo que hemos visto en el blog Econsalut.

Y esto es todo, ahora al monte de nuevo. Por si acaso... Y gracias a tod@s. 


martes, 4 de agosto de 2015

Toda la verdad



¿Existe la confianza plena? Lógicamente no, ya que en toda relación (profesional, sentimental o de amistad) existen los secretos, o las medias verdades. Y en la relación del paciente con su profesional sanitario es bastante habitual que una parte, o incluso las dos, se guarden algo por miedo, por vergüenza, por timidez, o por desconfianza.

Un buen ejemplo lo tenemos en el uso de prácticas sanitarias alternativas como la acupuntura o la quiropráctica. En este artículo de la revista AJMC revisan el uso de estas prácticas por los pacientes y la captura de dicha información en la historia clínica electrónica. Y los resultados demuestran que no se cuenta todo, ya que un tercio de los usuarios de acupuntura y un 42% de los pacientes que usaron quiropráctica no lo compartieron con su profesional sanitario.

Uno de los miedos crecientes es el hecho de que la historia clínica electrónica permite que cualquier profesional sanitario que atienda a un paciente pueda ver la información que ha registrado otro profesional, tanto en el centro de salud como en el hospital (o así debería ser). El problema es que la confianza del paciente con su enfermera del centro de salud o con su médico de familia puede verse "amenazada" cuando otros van a poder leer los secretos del paciente. Esta encuesta del año 2010 lo deja muy claro: un 50% de los pacientes encuestados se planteaba ocultar determinada información en la consulta si sabían que dicha información podría ser consultada por otros profesionales.



Como bien cuenta Rafael Timermans, House es el paradigma de médico que sospecha de todos sus pacientes: "todos los pacientes mienten". En este post de su blog Medicina y trabajadores expone algunos ejemplos de pacientes que no cuentan toda la verdad. Un buen catálogo de mentiras aparece también en este artículo del Wall Street Journal. Por cierto, sobre House y su obsesión sobre la mentira, no os perdáis este texto de Sara Martín Alegre: "Todos mienten: el cuerpo delator y el coste de la amarga medicina del Dr. House".

Respetar los silencios o buscar la verdad detrás de los gestos. Las habilidades de comunicación son esenciales para el profesional sanitario. Y pese a los miedos, la vergüenza o los factores culturales, la verdad no suele ser perjudicial para la salud.

domingo, 2 de agosto de 2015

Blog blog Penny


Ya dijimos hace unos días que durante el mes de agosto el resumen dominical de la blogosfera iba a ser algo más escueto. En parte para no saturar a nadie con entradas largas y también porque Saludconcosas hace las maletas y nunca se sabe si hay wifi en el campo, junto a las ovejas. Que en el fondo somos muy rurales.

Empezamos nuestro primer resumen de agosto de 2015... Esta es nuestra selección:

Medicina en la Cabecera, el blog de Raul Calvo, está publicando unas entradas dedicadas a los pecados capitales. Con todos vosotros: la ira.

Cuando el apoyo unánime a la evidencia empieza a flaquear, nada como recurrir a los clásicos. Este editorial de la Cochrane Library habla de la necesidad de seguir contando con evidencia de calidad.

Vuelven las proclamas antitransgénicos, e incluso el Ayuntamiento de Madrid busca eliminar los transgénicos de la ciudad. JM Mulet revisa los argumentos y aporta luz al respecto (luz y ciencia, claro).

Transparencia, estatinas y Rincón de Sísifo. Medicamentos (¿sospechosos?) habituales que conviene revisar de vez en cuando. No os perdáis el post.

Una de las noticias de la semana habla de la vacuna de la varicela. Aquí tenéis una reflexión (que no gustará a todos) sobre esta vacuna y su incorporación al calendario vacunal. La firma Javier Padilla en Zona Crítica.

¿Tiene alguna relación el urbanismo con la salud? En esta noticia de The Guardian revisan cinco errores de diseño urbano que han acabado por crear comunidades poco saludables.

¿Hay en España una sanidad de dos velocidades? ¿La privada es mejor que la pública? ¿Por qué los políticos acuden generalmente a la privada? Salva Casado habla muy claro.

Gestión de Enfermería es uno de nuestros blogs de cabecera. Hace unos días publicó un interesante post sobre el papel de la empatía en la dirección de personas.

Pacientes que son tratados en exceso, desde medicamentos a pruebas diagnósticas. Ya se ha hablado mucho del tema, pero merece la pena leer esta entrada en el blog de Kevin MD.

Barómetro sanitario, sanidad pública y un poquito de inconformismo. Esa es la receta de este post del blog de la Fundación Gaspar Casal.

Y esto es todo, que ya huele a playa (o a monte). Feliz mes de agosto para tod@s. Nos leemos por aquí. Ahora es el ratito de la música...


viernes, 31 de julio de 2015

Inteligencia colectiva y salud: 4 ejemplos


Nesta es una organización inglesa sin ánimo de lucro de la que ya hemos hablado en varias ocasiones. Entre sus líneas de trabajo, hay temas relacionados con la salud, la innovación, los movimientos sociales, y tienen proyectos sobre salud digital, prescripción social, voluntariado o empowerment de pacientes. Y sí, somos muy fans de Nesta.

Una de sus recientes publicaciones lleva por título: "Collective intelligence in patient organisations". Se trata de un documento sobre el papel de las asociaciones de pacientes y en el que cuentan algunos ejemplos muy interesantes de la necesidad de aprovechar la inteligencia colectiva para la difusión de conocimiento y el aprendizaje entre pares. Como curiosidad, cuenta la importancia que tuvo el escritor HG Wells (conocido por sus obras "El hombre invisible" o "La guerra de los mundos") en la creación de la asociación de personas con diabetes en Reino Unido cuando publicó una carta al director en febrero de 1934 en el periódico The Times pidiendo "it is proposed to form a Diabetic Association open ultimately to all diabetics, rich or poor, for mutual aid and assistance, and to promote the study, the diffusion of knowledge, and the proper treatment of diabetes in this country".

Entre las plataformas colectivas para pacientes que destacan, figuran algunas que merece la pena comentar brevemente:

- Reg4All es una plataforma creada por Genetic Alliance y dirigida a recoger datos de salud de sus miembros. En la actualidad, el proyecto se ha transformado en Free the Data, enfocada a pacientes con cáncer de mama y ovario. Si el usuario lo permite, sus datos serán accesibles para investigadores. Los cuestionarios de recogida de datos para cada patología pueden ser adaptados por las propias asociaciones de pacientes. Su objetivo final es mejorar la investigación y ofrecer datos de pacientes para ensayos clínicos u otros proyectos de investigación.

- Health Talk es una plataforma centrada en el storytelling, es decir, en recoger narrativas escritas o en vídeo sobre cada patología y desde múltiples perspectivas. Así, se incluyen entrevistas a pacientes recién diagnosticados, con la enfermedad controlada, etc. Un buen ejemplo es este vídeo sobre experiencias de pacientes en cuidados intensivos:



Health Talk es una web muy didáctica y centrada en las experiencias. Tiene una sección para profesionales y otra de formación. Merece mucho la pena.

- Crohnology es una plataforma para pacientes con enfermedad de Crohn que permite compartir la efectividad percibida de los tratamientos, dudas, consejos, etc. Además, la propia comunidad resuelve las dudas y es posible participar en estudios o ensayos. Recuerda mucho a Patients Like Me, pero centrada en una patología. Cuenta con más de 7000 pacientes inscritos en la plataforma.



- UMotif es una plataforma para mejorar la monitorización de los pacientes, el seguimiento de los autocuidados y para reforzar la toma de decisiones compartida. Además, permite incorporar de forma automática los datos diarios de actividad procedentes de herramientas como FitBit u otros. La plataforma cuenta con el apoyo de diversas organizaciones del NHS y además incluye una potente app.



Cada vez es más sencillo crear una plataforma pero el principal reto es dotarla de contenidos y conseguir que las personas interesadas entren y participen de forma activa. Estos son solo cuatro ejemplos pero hay muchos más, ¿cual es tu comunidad o plataforma favorita?